El Ministerio de Empleo obliga a cerrar a la cooperativa de facturación Factoo

0

Según señalan desde el Ministerio de Empleo, Factoo se dedicaba a facturar en nombre de trabajadores por cuenta propia que no se daban de alta en la Seguridad Social

Por este motivo, Empleo pone límites a las falsas cooperativas de autónomos, que trabajan como intermediarias para permitir que los autónomos se escabullan de cotizar como tales.

La mayor sanción la impone a la más conocida y popular cooperativa de facturación, Factoo, que está obligada a disolverse ya que el Ministerio considera que su actividad no es la que aseguran tener.

Factoo, actúa como intermediaria entre profesionales con la Seguridad Social y Hacienda para que facturen sus trabajos, de forma que el empleado no tiene la obligación de darse de alta como autónomo y así paga muchos menos impuestos, ya que factura como trabajador de la cooperativa, a la que sólo podrá estar asociado durante unos días, según fuentes de El País.

Descalificar a Factoo es la decisión del Ministerio y supone la disolución de la empresa como cooperativa en base al artículo 116 de la Ley de Cooperativas, aunque aun la compañía podría reclamar, aseguran desde la Administración.

Fuentes del Ministerio declaran que este caso en concreto «se ha mirado con lupa. No es normal que se descalifique una cooperativa, pero el informe es claro» y la investigación que se ha llevado a cabo desde la Inspección de Trabajo de Valencia que comenzó en el mes de febrero, lo deja claro.

Se han probado varias infracciones graves, como sería el caso de la existencia de socios simulados, osea trabajadores por cuenta propia y no socios reales, como figuraban, es decir, «son trabajadores por cuenta propia dedicados a cualquier actividad», dice el comunicado de Empleo. «Es un uso irregular que se puede considerar como fraude», afirman desde la Administración. Se destaca también que durante los dos años que Factoo lleva operativa ha dado de alta a más de 5.000 afiliados, aunque según la empresa llega a los 16.000. Y aquí estaba el problema, sólo se daban de alta durante pocos días, suponiendo esto una acción extraña, ya que los profesionales de trabajo asociado tienen una relación laboral indefinida.

Pero no sólo se ha saciando a la empresa, sino que también se ha sancionado a algunos trabajadores que facturaban a través de esta cooperativa ya que aseguran desde el Ministerio que «hubo sanciones individuales, con casos de facturaciones altas, no de 300 o 400 euros».

Factoo trabaja de la siguiente forma, según anuncian en su web; de cada 1.000 euros brutos que un cliente factura, sólo pagan 56,5 euros a la Seguridad Social, 59,5 por los gastos de gestión y unos 20 como retención del IRPF. Sin embargo, si hicieras esta misma factura, de la forma natural, osea dado de alta en la Seguridad Social como autónomo tendrías que pagar 267 euros, 50 euros por los costes de gestión y 1902 euros de IRPF, una retención del 19%.

El trabajo por parte de Factoo ha sido interpretado por el Ministerio de Empleo como una acción que se salía de la completa legalidad, de ahí que haya sido investigada durante tantos meses. Aún así, hoy mismo la web sigue activa a y puedes seguir accediendo a todas las zonas de la página para resolver tus dudas sopbre como facturar de esta manera.

Dejar respuesta